Antes teníamos las Páginas Amarillas, ahora a Google.

Continuando con el artículo de la semana pasada en la que preguntábamos si alguna vez habías buscado tu página web en Internet, ahora te preguntamos si alguna vez has usado internet, o mejor dicho los buscadores como Google para buscar algún servicio que necesitaras (tanto personal como profesionalmente).

Hasta hace pocos años lo habitual era coger el libro de las páginas amarillas de toda la vida. Cuando necesitábamos llamar al fontanero del pueblo, cogíamos las Páginas Amarillas, buscábamos nuestra localidad y mirábamos los fontaneros que había. Lo mismo con el electricista, gestor… pero ahora eso ha cambiado. Por supuesto que todavía hay gente que sigue utilizando ese sistema pero cada vez son más los que simplemente cogen su móvil, portátil u ordenador e introducen su búsqueda en el buscador. Busca zapatería, peluquería, fontanería en tu localidad… y enseguida tienes un listado con los que ofrecen ese servicio.

Esa es la realidad, y dentro de poco ya no será una opción, todas las empresas acabarán estando de una forma u otra en Internet porque es donde la gente busca algo.

Lo importante es ser visible en la red y que cuando un cliente te busque te encuentre. Porque seamos sinceros, si en tu localidad por ejemplo hay más de un diseñador gráfico y en principio por x razones no te importa con quien trabajar, llamarás a los primeros que te aparezcan en los resultados de la búsqueda… luego ya te quedarás con el que mejor servicio o propuesta te haga.

Así que si todavía no estás en Internet, si sabes que cuando alguien busca algún servicio que ofreces, tú no estás ahí, con lo que ya estás perdiendo a un potencial cliente, no estaría mal que empezarás a pensar en tener una página web.

Entendemos que la idea de crear o empezar a trabajar en todo lo que es una página web pueda echar para atrás a más de uno. Las páginas web lo normal es que tengan información sobre la empresa, historia, servicios que ofrece, productos, datos de contacto, etc…  todo con textos bien descriptivos, con fotografía de calidad, buena usabilidad, estructura optimizada para buscadores…  Y sí, aunque todo esto llega a dar sus frutos, también puede llegar a tener bastante trabajo de preparación, e incluso quizás te parezca demasiado para tu empresa.

Por eso desde Innova también ofrecemos webs de página única.  Estos tipos de webs están orientadas sobre todo a webs pequeñas donde toda la información se encuentra en una única página. No ofrecen tantas opciones de posicionamiento como las webs completas de varias páginas, pero bien configuradas pueden realizar la labor por las que se crean, es decir, la de hacerte visible en Internet, sobre todo en las búsquedas realizadas en tu zona demográfica. Pero ya hablaremos en más de talle de estas web otro día.

Por ahora, si te gusta más esta idea, no dudes en ponerte en contacto con nosotros y entre todos nos aseguraremos de infórmate y ofrecerte las mejores posibilidades para tu empresa.

Categorías:
Fecha:
  • 07 Jun, 2017
Compártelo: